Filme inglés, silencio italiano

 

opinion

Debemos estar en deuda con los ingleses por hacer una película sobre el aislamiento de Nino Di Matteo.

Debemos pedir a la cadena televisiva Al Jazeera que permita entrar en las casas de los espectadores de todo el mundo un documental que cuenta la sucia trampa urdida entre nuestro Estado y la Mafia, la galaxia de todas las mafias; que informa de un proceso histórico y delicado, que mezcla, en el banquillo, a capos criminales y políticos enchaquetados, madresantísimas con las manos manchadas de sangre y caras notables y notabilísimas de las instituciones, altos representantes de la Armada de los carabinieri; que rasga el telón sobre una ciudad, Palermo, que durante más de una década ha visto decapitada a su mejor clase dirigente por culpa de una escalada criminal ayudada por poderes ocultos que solo en rarísimos casos fueron identificados.

Un filme así hará comprender la Mafia y sus complicidades incluso a los niños

En este filme inglés, titulado A very Sicilian Justice, dirigido por Paul Sapin, producido por Toby Follett, todo gira en torno a la figura de Nino Di Matteo, a su aislamiento, a su condena a muerte. Guion nítido, eficaz, donde la sequedad narrativa brinda el contrapunto a imágenes que no dan tregua al espectador.

Se podría decir que un filme así hará comprender la Mafia y sus complicidades incluso a los niños. Que vale más de un millar de páginas escritas sobre el asunto. Que presenta a este Mal absoluto –la Mafia que tira del hilo de la Política, y la Política que tira del hilo de la Mafia– exactamente tal cual es. Giorgio Bongiovanni, que lo escribe en su periódico, espera que la RAI quiera adquirir la cinta de Al Jazeera, para luego difundirlo por las redes. Sería una óptima decisión comercial, cultural, digna de un servicio público que intenta cumplir con su cometido.

Vaya por delante que la maravillosa voz narrativa de A very Sicilian Justice es la de Helen Mirren, actriz inglesa que figura entre las más destacadas del mundo. Y ella, al contar en una entrevista por qué prestó su voz a la historia de Di Matteo y de quienes giran a su alrededor, ha explicado, mucho mejor de lo que lo habría hecho un italiano, que la mafia es ya una tragedia sin fronteras cuyo combate exige el esfuerzo de todos.

La voz de Mirren contra el silencio de las parroquias periodísticas y mediáticas de “casa nostra”.

El ex emérito jefe del Estado pedirá que el film sea incluido en el índice de obras prohibidas

La voz de Mirren, por contar al mundo aquella Italia que tendrían que haber contado los periodistas italianos. Y que se prefiere tener escondida.

La voz de Mirren, finalmente, por resquebrajar ese muro de silencio que han construido artificialmente en los últimos años, con el fin de impedir a los ciudadanos descubrir los altares de la Negociación de la Vergüenza.

Y también nosotros queremos engrosar la lista de la esperanza de Bongiovanni. La RAI, sin duda. Pero ¿por qué excluir que los grandes periódicos italianos, del Corriere della Sera a La Repubblica, hagan finalmente su papel dándose cuenta de que la historia del juez solo y condenado a muerte se ha convertido incluso en un filme con voz de Mirren y subtítulos en italiano?

Sé bien cuántas presiones habrá. Cuántas órdenes para que una vez más triunfe la voz del silencio. Cuánto se sofocará el ex emérito jefe del Estado, que pedirá que el film sea incluido en el índice de obras prohibidas. Pero es verdad que los periódicos que he mencionado se sirven, en Palermo, de óptimos cronistas de la mafia que no podrán digerir otra vez el “silencio romano” sobre un asunto que grita venganza.

¿Te ha gustado esta columna?

Puedes ayudarnos a seguir trabajando

Donación única Quiero ser socia
manos
 
 

Acerca del autor

Saverio Lodato
Periodista (Reggio Emilia, 1951). Vive en Palermo, como reportero y ensayista especializado en temas de la...

Etiquetas

,

Artículos relacionados

Filme inglés, silencio italiano
 
 

0 Comentarios

Sé el primero en dejar un comentario.

 
 

Deja un comentario