On the road, y follando

 

Es por esa ternura, que forma el verdadero groove de esta pieza, que Sexo, exilio… se lee bien, con gusto. Los flashbacks a Teherán le añaden una dimensión que no tiene Kerouac: nos recuerdan que se puede ser americano sin dejar de ser… casi digo normal. Sin limitarse a ser americano, si me entiende usted. Ali Eskenderian escribe como si fuera de por aquí.

Lo de exilio debe de ser porque “drogas” ya estaba cogido: hay mucha más coca que nostalgia

Un acierto de los editores españoles – aparte de elegir un excelente traductor – es haberle puesto el título que le han puesto, en lugar de “Años dorados”. Aunque lo de exilio debe de ser porque “drogas” ya estaba cogido: hay mucha más coca que nostalgia en este libro. Y hablando de editores, hay que apuntar que esta obra debería llevar también el nombre de Lee Brackford, el británico que arregló el texto bruto y poco estructurado del autor para su publicación, según confiesa el interesado en un breve prólogo. Lo de poco estructurado puede parecer irónico, visto el resultado, pero no importa. Eskandarian no pudo darle a Brackford el visto bueno para la edición: un músico iraní le pegó un tiro – a él y a dos miembros de la banda iraní The Yellow Dogs, el guitarra y el batería – en un piso en Brooklyn. Un piso que imaginaremos como el descrito en Sexo, exilio…

Hay otro motivo por el que el libro de Eskandarian nunca sera la gran novela iraní-americana, y la apuntó Charles Simic, que de eso sabe, en una entrevista con MSur: “Pensamos que la mejor novela americana de la historia, cuando algún día se escriba, tendrá al menos dos mil páginas”. Sexo, exilio y rock and roll tiene 200 y se lee en una tarde, si uno se deja llevar por paraísos artificiales, dulces corridas y un beat sincopado. En eso mejora bastante a Kerouac. Porque, dejándonos de rollos, ¿quién soporta realmente a Dean Moriarty? Yo me quedo con Dari, el sinvergüenzas de Teherán.

·

¿Te ha gustado esta reseña?

Puedes ayudarnos a seguir trabajando

Donación única Quiero ser socia



manos

Página anterior 1 2

 
 

Etiquetas

, , ,

Artículos relacionados

Acerca del autor

Ilya U. Topper

@ilyatopper

Periodista (Almería, 1972). Vive en Estambul, donde trabaja para la Agencia Efe.
Criado...

On the road, y follando
 
 

0 Comentarios

Sé el primero en dejar un comentario.

 
 

Deja un comentario