Iglesia tewahedo

 
Iglesia de San Pedro en Lalibela, Etiopía | I. U. T./ M'Sur

Iglesia de San Pedro en Lalibela, Etiopía | I. U. T./ M’Sur

La Iglesia Tewahedo de Etiopía es una congregación monofisita que forma parte de la rama copta. Se halla presente en Etiopía desde muy antiguo: según la tradición se estableció como religión oficial del reino de Axum en el siglo IV.

Desde sus principios, la Iglesia de Etiopía ha reconocido como líder espiritual al Patriarca de Alejandría de la Iglesia Copta. Aunque la comunicación con Egipto era a menudo escasa y se desarrollaron formas de rito propias, el arzobispo etíope solía ser siempre egipcio.

Sólo en 1959, Alejandría reconoció la Iglesia Etíope como autocéfala, es decir independiente; en 1998 concedió el mismo estatus a la Iglesia Eritrea, escindida de la Etíope tras la guerra entre ambos países. No obstante, las tres iglesias siguen manteniendo plena comunión entre ellas, es decir que sus fieles pueden comulgar en los ritos de cualquiera de ellas: la división es una mera distinción administrativa.

Los seguidores de la Iglesia Ortodoxa Tewahedo constituyen alrededor del 50% de la población tanto en Etiopía como en Eritrea. En ambos países son, de lejos, la denominación cristiana dominante. Durante siglos, los emperadores de Etiopía profesaban la fe copta y aunque el cristianismo tewahedo ya no es la religión de estado, el sello cristiano es muy presente en la vida pública, sobre todo durante las fiestas religiosas.

La religión cristiana tewahedo predomina en el norte de Etiopía y el centro y sur de Eritrea. Así, la capital eritrea, Asmara, es casi completamente cristiana y en las regiones occidentales, un tercio de la población sigue esta confesión, mientras que la franja costera del Mar Rojo es predominantemente musulmana.

tewahedo

La región de Aksum en el extremo norte de Etiopía, habitado por la etnia tigriña, es asimismo mayoritariamente cristiana tewahedo, también una importante parte de la etnia amhara, en el centro del país, y la gurage, al sur de Addis Abeba, siguen este dogma, así como casi la mitad de los oromo, en el sur de Etiopía, sobre todo en las áreas urbanas. La religión cristiana es poco presente entre las etnias somali, en el sureste y la afar, en el noreste. La región de Gambela en el oeste es también cristiana pero predominantemente protestante.

El Lago Tana, en el norte de Etiopía, mantiene una importante función de centro religioso, dado que sus islotes acogen a numerosos monasterios antiguos. Algo más al sur se halla el pueblo de Lalibela, con decenas de iglesias talladas en la roca, la mayoría todavía en uso hoy.

La liturgia tewahedo sigue la copta, pero no utiliza el copto sino el geez, una lengua semita emparentada con el árabe y precursora del amhárico moderno; utiliza el calendario etíope que corresponde exactamente al copto. La misa se celebra por lo común fuera de la iglesia, con el sacerdote predicando desde el porche y los fieles sentados en el patio, dado que el acceso a la iglesia se suele reservar a altas personalidades.

En el altar de cada iglesia se deposita una copia en mármol o madera del Arca de la Alianza israelita, venerado especialmente y llevado en procesión por la ciudad en los días de fiesta, aunque siempre envuelta en paños e invisible para los fieles. Según la tradición, la iglesia de Nuestra Señora de Sión en Axum conserva el Arca auténtico, sustraído de Jerusalén por el hijo de Salomón; nadie, sin embargo, puede contemplarla, excepto un único monje guardián.

La erudición cristiana histórica de Etiopía fue casi aniquilada durante la colonización italiana en el siglo XX y hoy se encuentra sobre todo en los monasterios del Lago Tana. La palabra tewahedo es tomada del geez y significa ‘unificado’, término que hace referencia al dogma monofisita (o miafisita) de la Iglesia, que considera la naturaleza de Jesucristo como única.

 
 
 

0 Comentarios

Sé el primero en dejar un comentario.

 
 

Deja un comentario