«El sionismo explota el judaísmo como Daesh el islam»

Nur Masalha

 

¿Una idea superada hoy?

Los judíos de Israel provienen de muchas etnias con una misma fe. El judaísmo es una gran religión de paz, no una ideología militante, y donde la ética tiene un papel central. El sionismo considera el poder una de los principales objetivos, haciendo del Ejército israelí uno de los más importantes de Oriente medio, junto al afán de Shimon Peres en convertir Israel en una potencia nuclear. Es muy diferente la ética del poder. El sionismo explota el judaísmo. Este es el mito de que sean la misma cosa. La religión está siendo explotada como el Daesh lo hace con el islam: los fundamentalismos explotan la religión para justificar la opresión y la colonización.

En el centro interdisciplinar de Herzliya, a pocos kilómetros de Tel Aviv, se forma buena parte de la diplomacia y el establishment israelí. Pero no invita a historiadores críticos con el sionismo. ¿Cómo ve las iniciativas israelíes de analizar esta época histórica?

«En Israel hay muchas visiones, hay que remarcarlo. No se puede ver Israel como una sola cosa»

Uno solo tiene que pararse a pensar en el nombre de Herzliya, que viene de Theodor Herzl, el europeo que creó el sionismo político. La gente no se hace esas preguntas cuando va allí a dar conferencias. Es una ciudad moderna creada en tierra árabe y que alberga uno de los principales think tanks israelíes. En Herzliya no se dan cuenta de las consecuencias de los millones de refugiados y de lo que significa reemplazado a un exiliado con otro exiliado. La realidad de Herzliya es la de los asentamientos. Una situación de apartheid, de inequidad. Los palestinos no tienen derechos en Israel, no tienen igualdad.

El día de las elecciones israelíes, Benyamin Netanyahu afirmó: “Los votantes árabes están acudiendo en masa a las urnas. Organizaciones de izquierdas les transportan en autobuses”. Pese a pedir perdón, ese comentario ofendió a la minoría árabe, el 20% de la población israelí. Así y todo, Netanyahu ha invertido más en ellos…

Es cierto, pero está invirtiendo en las minorías que lo apoyan. Si hablas con los israelíes árabes, destacan las desigualdades frente a los judíos. Netanyahu está invirtiendo en quienes son leales a él. Por ejemplo, hay muy muy pocas profesoras árabes en las universidades israelíes (se estima que solo el 11% de los alumnos universitarios y el 2% de los profesores en las universidades israelíes son árabes).

¿Centros como el de Herzliya mantienen este orden de cosas?

Herzliya está conectado a la agenda de seguridad del ‘establishment’, a la que se suscriben académicos y exoficiales afines. En este centro, privado, nunca han invitado a Ilan Pappé ni a ningún otro de los ‘nuevos historiadores’. Pero en Israel hay muchas visiones, hay que remarcarlo. No se puede ver Israel como una sola cosa. Hablo hebreo y veo que allí se promueve un pensamiento estratégico y de seguridad y una macronarrativa pero no se habla con gente normal. La política está enfocada a las élites y un extranjero interesado en el conflicto necesita hablar con el poder, sí, pero también con gente normal.

Usted enseña en Inglaterra. ¿Allí se aceptan mejor sus ideas?

«El sionismo lo tiene mucho más complicado para influir en la vida académica que en la política»

No es cómodo hablar de cosas terribles sobre la Nakba. El Holocausto simboliza un fuerte sentimiento de culpa para los europeos, por lo que resulta muy díficil hablar de lo que los israelíes estan haciendo a los palestinos. Ahí se ve esa culpa. Ahora bien, los israelíes tienen poderosos lobbies en Londres: en los medios, en los Gobiernos, en las academias… Pero el sionismo lo tiene mucho más complicado para influir en la vida académica que en la vida política: la Universidad es un mundo muy diverso donde no hay blanco y negro, sino mucho debate, al menos en Reino Unido.

La guerra en Siria ¿ha desplazado de la agenda la cuestión palestina?

El optimismo de las Primaveras Árabes ha desaparecido y la terrible guerra en Siria no está ayudando a los palestinos. Netanyahu está explotando esto para imponer su agenda en un momento en que Europa ha sufrido muchas crisis: la de refugiados, la económica o la del Brexit. Así, no extraña que la cuestión palestina se haya apartado del foco, aunque al menos en Reino Unido no se ha ido del todo y en la UE se aprobó el etiquetado de productos provenientes de los asentamientos. Pero no debemos olvidar la preocupación de las nuevas generaciones y de las universidades por este conflicto y los Derechos Humanos.

Luego está el caso de los refugiados palestinos…

La situación de los refugiados palestinos en Siria era aceptable hasta el estallido de la guerra civil, en la que han sufrido la misma suerte que ellos. Los islamistas trataron de invadir el campo de Yarmouk para utilizarlo según sus intereses. En Líbano sufren una mayor discriminación y en Jordania están un poco mejor. Los refugiados de Gaza están muy mal, pero allí están mal casi todos, sean o no refugiados. Los refugiados palestinos sufren muchísimo. No se resolverá la cuestión palestina sin buscar una solución para los refugiados.

Página anterior 1 2 3Página siguiente

 
 

Etiquetas

Artículos relacionados

Acerca del autor

Javier Calero

@fj_calero

Periodista (Badajoz, 1990). Vive en Madrid.

Es redactor de información internacional y última...

Nur Masalha
 
 

1 comentario

  1. Ricardo Georges Ibrahim dice:

    “En la tierra de Palestina vivían árabes, en un 90%, y judíos que, por cierto, hablaban la misma lengua, en un 10 por ciento”. Qué pena que siendo historiador recurra a los clichés politicos del rancio nacionalismo arabe. Los arabes autenticos beduinos) son un porcentaje bajo de la población. Los palestinos, sin distinción de religión, son mestizos de muchos pueblos, casi todos semitas, mayormente cananeos y arameos, griegos y árabes, pero también circasianos, armenios, asirio/siriacos, y hasta nubios. Separa a los judios de habla árabe de la caegoria “arabe”, pero no a los cristianos, siendo que estos son o bien de origen griego/arameo, armenio o siriaco, y muchos hoy día (la mayoria son greco Ortodoxos) se consideran arameos.

 
 

Deja un comentario