«Sin curiosidad no se va a ninguna parte»

Ada Yonath

 

Dicen que ahora se dedica a estudiar la evolución humana. ¿Cree que vivimos tiempos de oscurantismo, con gente que vuelve a cuestionar las teorías de Darwin y tienen miles de seguidores?

Quizás para ellos es un buen momento, no un momento oscuro. No tienen que pensar, solo creer en algo [ríe]. No puedo decir si todo el mundo lo está haciendo, pero hay algunos, hay una tendencia a volver a la religión, a la religión violenta. Podemos verlo, no solo en la evolución, esencialmente en todo: Dios es lo más importante para mucha gente…

¿Ha creído usted alguna vez en la teoría de transmisión genética del judaísmo?

«Hay una tendencia a volver a la religión, a la religión violenta: Dios es lo más importante…»

No hay… hasta ahora no se encontró ningún gen de eso. Pero la explicación que te dije antes, creo que es correcta: es una cuestión de respeto y necesidad de conocimiento. Muchos judíos tuvieron que huir rápidamente de su hogar, ¿y qué puede llevar en esas circunstancias? Tu violín y tu cabeza… [ríe].

Pensemos que hasta la Inquisición española descreía de la cuestión genética entre los judíos: daban al menos la oportunidad de convertirse.

Ellos no sabían mucho sobre genética. Hubo algunas investigaciones sobre un gen judío específico, y hasta ahora no se ha encontrado nada, excepto las enfermedades. Hay algunas enfermedades judías [ríe].

La anemia ashkenazi…

La anemia de células individuales. El cáncer de mama en realidad se descubrió por primera vez entre los egipcios y el Oriente Medio, pero luego se descubrió más entre los judíos, pero no mucho más, no todos los judíos lo tienen [ríe].

¿Podría deberse a aspectos ambientales?

Podría ser, por epigenética. Pero hasta ahora nada se ha encontrado al respecto. Hay algunas enfermedades que son locales, pero los judíos están en todo el mundo: son todo lo opuesto a lo local.

Un científico, ¿se jubila alguna vez?

«Hace 30 años apenas hubo investigación básica en España, luego se dio un gran salto»

Hay quien dice que sí. Los científicos no son de un solo tipo, son muchos, son individuos más que las personas normales o al menos lo mismo. Algunos están cansados, otros no. Algunos están cansados ​​cuando tienen cuarenta años, y algunos…

¿Se imagina entonces su vida fuera del laboratorio?

Claro, ¡por supuesto! Puedo hacer muchas otras cosas.

¿Cuál fue el mayor precio que pagó?

Nunca creí que estuviera pagando un precio. Es una pregunta que no sabría responder… Y yo no soy de decir ‘¿Qué será lo mejor?’. Cada vez que hay algo que pienso, Oh, esto es lo mejor, luego llega lo siguiente y será incluso mejor que lo mejor. No puedo poner mi vida en categorías.

Usted ha visitado España en numerosas ocasiones. ¿A qué cree que se debe nuestro atraso en materia científica?

Es una pregunta oportuna para todo el mundo, no solo para España. En realidad, España estuvo un poco atrasada hasta hace unos 30 o 25 años, apenas había una investigación básica de alto nivel aquí, excepto por algunos, no muchos. Pero hubo un gran salto, y creo que el gobierno o la gente empezó a apoyarla, y también aumentó el interés. Yo he formado parte de varios comités para aportar fondos de investigación y nunca venían solicitudes de España durante tal vez uno, dos, tres años, y de repente venían de aquí un 30-40 por ciento de las solicitudes. Fue realmente fantástico ver este salto en la investigación. Creo que ahora hay menos apoyo para la investigación básica y creo que tiene que volver a ser lo que era antes, y aún más. Pero, como digo, no es nada específico de España.

¿Qué importancia tiene la economía en la ciencia?

«Hubo mucha investigación para hacer mejores velas, pero la electricidad vino de la investigación básica»

Te daré un ejemplo. Antes de la luz, antes de la electricidad, había velas, y no eran tan buenas. No daban mucha luz, no duraban tanto. Podían fallar. Así que hubo mucha investigación, no básica, sino una investigación real para hacer mejores velas. Y no funcionó. La respuesta vino de la investigación básica de electrones en movimiento, que es la electricidad, justo en lo que nadie pensaba cuando investigaban la luz en ese momento. Esta es una respuesta. Intentar mejorar algo que tenemos es bueno, como coches que puedan ir más rápido o sean menos contaminantes, esto es bueno, pero esta no es la investigación que nos impulsará hacia adelante. Está bien para una pregunta que debe ser respondida, pero no está abriendo algo nuevo.

Tengo entendido que su nieta le regaló un diploma ‘A la mejor abuela del mundo’, y que usted lo prefiere al Nobel. ¿Es cierto?

Yo no dije eso. ¡Quiero los dos! [risas] De hecho, desde un punto de vista científico, yo me siento mucho más excitada con el resultado, cuando yo alcanzo a entender las cosas. Desde un punto de vista familiar, estoy realmente feliz de que mi nieta siga queríendome.

Una última curiosidad: ¿pondría alguna vez su talento como científica al servicio de la guerra?

No sé nada de la guerra. Yo quiero saber sobre cómo hacer vida, no sobre cómo acabar con ella. Si yo estuviera muy hambrienta o necesitada, tal vez…
·

 

¿Te ha gustado esta entrevista?

Puedes ayudarnos a seguir trabajando

Donación única Quiero ser socia



manos

Página anterior 1 2 3

 
 

Etiquetas

,

Artículos relacionados

Acerca del autor

Alejandro Luque

@atoluque

Periodista y escritor (Cádiz, 1974). Vive en Sevilla.
Tras trabajar en la...

Ada Yonath
 
 

0 Comentarios

Sé el primero en dejar un comentario.

 
 

Deja un comentario