Violencia de pareja

 
Protesta contra los asesinatos machistas (Estambul 2013)

Protesta contra los asesinatos machistas (Estambul 2013)

Una de las trabas de la libertad sexual en todos los países mediterráneos es el concepto patriarcal que otorga al hombre el poder de decisión sobre la mujer en cuanto se establezca una pareja, se haya formalizado legalmente o no. Es una visión cimentada tanto por las escrituras cristianas como por las judías e islámicas y muy difundida en todas las sociedades mediterráneas. Por una parte obliga al hombre —ya sea como marido o como novio— a responsabilizarse de la mujer y protegerla contra abusos de otros; por otra exige a la mujer una entrega exclusiva e incondicional y obediencia fiel.

Rebelarse contra este papel, romper la exclusividad cometiendo adulterio o simplemente poner fin a la relación equivale a una traición. Y ésta puede ser castigada por el hombre. Según las religiones monoteístas, incluso debe ser castigada: El Antiguo Testamento recoge la pena de muerte “sin remisión” por adulterio; el Corán prescribe latigazos o encierro.

Este es el fundamento ideológico del fenómeno que se ha dado en llamar “violencia doméstica”, “violencia familiar” o, últimamente, “violencia de género”. Aunque desde luego existen parejas en las que ambos cónyuges son violentos o lo es sólo la mujer, en una enorme mayoría de los casos se trata de una violencia destinada a mantener el dominio del hombre sobre la mujer, es decir, de perpetuar lo que socialmente se ha considerado durante mucho tiempo el “estado natural” de las cosas. No es infrecuente que esta violencia desemboque en el homicidio, un acto que el asesino —y muchas veces su entorno— normalmente no considera un crimen sino una manera de hacer justicia (“la maté porque era mía”).

No incluimos en esta sección el fenómeno de los asesinatos ‘de honor’ en los que la propia familia asesina a una chica por una conducta considerada indecente.

Es difícil trazar un mapa de de violencia, dado que sólo una mínima parte se denuncia, y es enormemente difícil definir los diferentes niveles de agresión y acoso. Los asesinatos son más fáciles de cifrar, pero sólo en la última década se han recogido datos concretos en los países de Europa suroccidental y siguen faltando estadísticas fiables no sólo para los países al sur del Mediterráneo sino también para el Este de Europa e incluso para Alemania, donde un único estudio de 2011 arrojó la cifra de 3,7 mujeres asesinadas por cada millón; tasa superior a la española. El mapa que ofrecemos sólo ofrece una aproximación. Abajo detallamos la situación por país.

Leyes benévolas

Cuando se da por hecho que el motivo del asesinato ha sido el adulterio cometido por la mujer, tanto la sociedad como, en ciertos países, la judicatura suelen ser bastante benévolos con el homicida. Una decena de Estados aplican hasta hoy atenuantes a los asesinatos cometidos al sorprender a la esposa en ‘flagrante delito’ de adulterio. Esta disposición se halla por primera vez en el Código Napoleónico de 1816, que sirvió de inspiración para numerosos sistemas legales, entre otros el del Imperio Otomano. También formaba parte de los códigos legales españoles del XIX.

A través de las leyes francesas y otomanas, la cláusula se incorporó a los códigos de prácticamente todos los países mediterráneos y numerosos otros, como Brasil, México o Estados Unidos. En muchos se mantiene, pero ha sido abolida en toda Europa a lo largo del siglo XX, a veces sólo recientemente: Luxemburgo la anuló en 2003. Al sur del Mediterráneo sigue en vigor.

Números y leyes

violenciaEl mapa y la lista abajo recogen las tasas de asesinatos anuales de mujeres perpetrados por maridos o exmaridos, parejas o exparejas o pretendientes. Se ha calculado dividiendo la media anual de los últimos 5 años por la población femenina del país (2013) y se expresa en 1 por millón.

Las cifras con asterisco son datos con escasa base estadística. Cuando la fuente es la red de mujeres Women Against Violence Europe (Wave), se indica (W).  Los datos recogidos por Wave suelen referirse a “femicidios”, es decir homicidios de mujeres por su condición sexual, una cifra que suele ser algo superior a la de los crímenes cometidos por parejas o exparejas, porque también incluye ataques de agresores sexuales sin relación previa con la víctima o asesinatos de prostitutas por redes mafiosas. Con todo, en todos los países en los que existen cifras detalladas, entre la mitad y dos tercios de todos los homicidios de mujeres los cometen sus maridos, parejas o ex parejas.

También las cifras de víctimas de “violencia doméstica”, si no se desagregan por sexo, son (tal vez en un 20-30%) más altas que la tasa de mujeres muertas a manos de sus parejas o ex, porque incluyen por una parte los raros casos en los que una mujer mata a su marido o los de crímenes entre parejas homosexuales, y por otra contabiliza todas las víctimas de un crimen contra una mujer, que según el caso pueden ser  sus hijos, su madre, su hermana o su amante, entre otros.

En los países con escasa población, la media indicada es poco fiable porque una variación de un sólo caso cambiaría enormemente la tasa calculada.

Albania |  40* En 2005, una encuesta arrojó la cifra de 56 mujeres muertas a causa de “violencia doméstica” (W). La cifra, una de las más altas de Europa, puede explicarse por el rígido canon de virginidad e incluirá los casos de asesinatos de ‘honor’.
Arabia Saudí | Sin datos |  No se define la pena por asesinato de la cónyuge adúltera, pero al castigarse el adulterio con la muerte, probablemente la judicatura justifique el asesinato en tales casos.
Argelia | Sin datos | La ley reduce la pena por asesinato si “uno de los cónyuges encuentra en flagrante delito de adulterio al otro”.
Armenia | Sin datos.
Azerbaiyán | 6,8* Un informe de 2010 apunta 32 mujeres asesinadas; la cifra puede ser genérica (W).
Bahréin | Sin datos. | Prevé “penas de prisión” más benévola que las de asesinato para quien sorprenda a la esposa —u otra mujer de la familia, ya sea hermana, madre o hija— y asesine a ella y su compañero sexual.
Bosnia-Herzegovina |  Sin datos.
Bulgaria | Sin datos.
Chipre | 7,5* Aparentemente unas 4 víctimas al año (W).
Croacia | 5,4* Según la fuente consultada, el número de mujeres asesinadas al año oscila entre 5 y 20.
Egipto | Sin datos. | El marido que mata a su mujer sorprendida en flagrante delito, no cumplirá más de tres años de prisión, pero ella podría ser condenada a 15, si toma la justicia por su mano.
Emiratos Árabes Unidos | Sin datos | La ley reduce la pena por asesinato si “uno de los cónyuges encuentra en flagrante delito de adulterio al otro”
Eslovenia | 5* Se informó de 7 mujeres asesinadas en 2007 y 5 en 2008 (W).
España | 2,8 Es uno de los muy pocos países que ofrece estadísticas exactas desde hace más de una década. Las variaciones entre los datos oficiales y los que ofrecen redes feministas es escasa. La tasa ha bajado ligeramente durante la última década, de unos 75 casos a 65 casos al año
Francia | 4,3 La media desde 2007 es de 142 mujeres asesinadas al año; puede que la definición sea ligeramente más amplia que en España
Georgia |  Sin datos.
Grecia |  2,6* Escasas fuentes; según el cálculo la media pueden ser entre 10 y 17 mujeres al año.
Irán | Sin datos. | No se define la pena por asesinato de la cónyuge adúltera, pero al poder castigarse el adulterio con la muerte, probablemente la judicatura justifique el asesinato en tales casos.
Iraq | Sin datos. |  Prevé “penas de prisión” más benévolas que las de asesinato para quien sorprenda a la esposa —u otra mujer de la familia, ya sea hermana, madre o hija— y asesine a ella y su compañero sexual.
Israel | Sin datos.  La prensa israelí se limita a señalar que esos crímenes son más habituales en el colectivo judío etíope, sujeto a marginación, pero no da cifras totales.
Italia | 4 Las cifras de Wave arrojan una media consistente de 120 al año; recuentos de la prensa italiana de todos los casos de asesinatos la ubican en los 80-90 casos anuales; lo cual daría una tasa de 3.
Jordania | Sin datos. | En 2001, enmendó su código penal de forma temporal para extender también a la mujer los atenuantes otorgados al marido por asesinato cometido contra la cónyuge sorprendida en acto de adulterio, pero la reforma nunca fue aprobada por el Parlamento.
Kuwait | Sin datos. | Prevé “penas de prisión” más benévolas que las de asesinato para quien sorprenda a la esposa —u otra mujer de la familia, ya sea hermana, madre o hija— y asesine a ella y su compañero sexual.
Líbano |  Sin datos. | Prevé “penas de prisión” más benévolas que las de asesinato para quien sorprenda a la esposa —u otra mujer de la familia, ya sea hermana, madre o hija— y asesine a ella y su compañero sexual.
Libia | Sin datos.
Macedonia | Sin datos.
Mali | Sin datos
Malta | 8* La media anual de ‘femicidios’ es de 2,4 víctimas en la década 1998-2008; de 1,6 si sólo se cuentan los últimos 7 años (W).
Marruecos | Sin datos. Parece ser menos frecuente que en los países mediterráneos orientales | La ley prevé atenuantes para un crimen cometido si un cónyuge sorprende al otro en flagrante delito. Desde 2003, la ley no distingue entre marido y mujer pero, dado que los hombres parecen ser más dados a ejercer la violencia en estos casos, esta ‘igualdad’ no es tal, según denuncian las organizaciones feministas. Aun con la atenuante se pueden imponer 10 años de prisión.
Mauritania | Sin datos
Moldavia | 6* Sólo existe una cifra de 2012 de un total de 16 víctimas de “violencia doméstica”.
Montenegro | 20* Fuentes no oficiales indican 7 mujeres asesinadas en 2009 y 6 en 2010 (W); si se refieren a casos de violencia machista, la tasa de Montenegro es una de las más altas de la región, aunque inferior a la vecina Albania.
Omán | Sin datos. | Prevé “penas de prisión” más benévolas que las de asesinato para quien sorprenda a la esposa —u otra mujer de la familia, ya sea hermana, madre o hija— y asesine a ella y su compañero sexual.
Palestina | Sin datos
Portugal | 5,5  Llama la atención una tasa casi dos veces superior a la vecina España pero se registra desde 2004, con una media constante de entre 23 y 40 casos al año.
Qatar | Sin datos
Rumanía | 17*  Un total de 723 mujeres (y 22 menores) murió en ‘femicidios’ entre 2004 y 2007;  una media de 180 mujeres al año, aunque en 2009 sólo se reportaron 101 víctimas mortales de violencia doméstica (ambos sexos), lo cual daría una tasa menor de 10.
Rusia | 150* La policía recogió el asesinato de 14.000 mujeres en 1999, 9.000 en 2003, 11.047 en 2008 (W), lo cual arroja una tasa inmensamente superior a todos los demás países europeos, incluso si se supone que la cifra incluye todos los homicidos de mujeres.
Serbia | 6,3* . Las estadísticas policiales recogen 22 mujeres asesinadas por sus parejas en 2011 (W), aunque varias estimaciones y datos oficiales ponen la media anual entre 40 y 50, lo que arrojaría una tasa de 11.
Siria | Sin datos. |  La pena por asesinato de la cónyuge es de medio año a un año de prisión y los atenuantes favorecen al marido incluso cuando mata a su mujer sólo por encontrarla en “condiciones sospechosas” con otro hombre, pero nunca al contrario.
Sudán | Sin datos. | No se define la pena por asesinato de la cónyuge adúltera, pero al castigarse el adulterio con la muerte, probablemente la judicatura justifique el asesinato en tales casos.
Túnez | Sin datos | Abolió en 1993 una ley que permitía aplicar atenuantes al asesinato de la cónyuge si se le sorprendía en delito de adulterio.
Turquía | 5,5.  La cifra se basa en recuentos mensuales de casos aparecidos en la prensa, realizados desde 2011 por la revista Bianet. Arrojan una media bastante constante de 220 casos al año, de los que un 66% los cometieron maridos/parejas, ex parejas o pretendientes, mientras que un 15-20% era obra de los propios familiares de la mujer (dentro de la tradición del ‘asesinato de honor‘) y el resto se atribuye a desconocidos. Algunas organizaciones feministas estiman una tasa tres veces superior, con más de 500 casos al año, pero sin fuentes. | Se abolió en 2003 una ley que permitía aplicar atenuantes al asesinato de la cónyuge si se le sorprendía en delito de adulterio
Ucrania | 40* Se estiman unos mil casos anuales (W).
Yemen | Sin datos. | Prevé “penas de prisión” más benévolas que las de asesinato para quien sorprenda a la esposa —u otra mujer de la familia, ya sea hermana, madre o hija— y asesine a ella y su compañero sexual.
Yibuti | Sin datos.
 
* Datos escasos; cifra poco fiable


 

¿Te ha interesado esta información?

Puedes colaborar con nuestro trabajo. Elige tu aportación




 
 
 

0 Comentarios

Sé el primero en dejar un comentario.

 
 

Deja un comentario