El arte de la educación

Publicado por

Sultan Sooud Al-Qassemi

Publicado el 3 Dic 2016

Publicidad

opinion

Sharjah | Noviembre 2016

 

A menudo me preguntan sobre la historia de la educación artística en las escuelas públicas de los Emiratos Árabes Unidos (EAU). Pocos son conscientes de que la geopolítica árabe de mediados del siglo XX jugó un papel en un tema aparentemente inofensivo. En los años cincuenta y sesenta, el presidente egipcio Gamal Abdel Naser, lanzó una ofensiva severa contra sus propios aliados de la organización de los Hermanos Musulmanes, que provocó que un número significativo de miembros del grupo se trasladaran a los Estados del Golfo.

Los miembros de la Hermandad que se asentaron en el Golfo fueron víctimas de la enemistad tanto de Abdel Naser, como posteriormente de Anwar al Sadat, hacia los países del Golfo, que toleraron sus actividades e incluso permitieron a sus discípulos del Golfo entrar en política en Kuwait y Bahréin.

En los EAU, donde no se permiten las actividades políticas, los Hermanos Musulmanes establecieron una filial social de la organización conocida como Al Islah, en 1974. Al Islah incluyó a emiratíes, que fueron influenciados por los Hermanos Musulmanes durante sus estudios en Egipto en los sesenta y setenta, así como por aquellos que fueron alumnos de la Hermandad en el Golfo.

Poco a poco, la abaya y el hiyab negros habían reemplazado a la sheila del Golfo

El Ministerio de Educación del país se convirtió rápidamente en un bastión de la organización que inició lo que el profesor de ciencias políticas de EAU, Abdulkhaled Abdulla, llama un currículum de “islamización”. Los libros de texto de los EAU, que inicialmente se basaban en las contrapartes kuwaitíes más liberales, adoptaron gradualmente un estilo más conservador.

También hay una creencia generalizada de que las becas para estudiar en las universidades extranjeras se dieron principalmente a los estudiantes que habían asistido a uno de los campamentos juveniles de Al Islah, que incluía actividades deportivas, además de seminarios y estudios religiosos. Cuando asistí al juicio de los islamistas emiratíes en 2013, me di cuenta de que un importante número de acusados se levantaron y dijeron que eran los primeros ciudadanos en graduarse en un cierto colegio de renombre o con un grado relevante en los años ochenta y noventa.

A finales de los setenta, Al Islah, que en aquel entonces incluía a varias figuras públicas conocidas, fue capaz de introducir “reformas” en la sociedad emiratí, como obligar a las profesoras a cubrirse el pelo.

“Durante mi educación secundaria, el arte y la música ya no formaban parte del plan de estudios”

Poco a poco, la abaya y el hiyab negros habían reemplazado a la sheila del Golfo, más light, que normalmente colgaba de la cabeza de una mujer, y no se envolvía alrededor del cuello. Los vestidos femeninos coloreados e incluso las faldas que eran comunes en todo el Golfo durante la era del nacionalismo laico pan-árabe desaparecieron por completo. Y por último, la música y la educación artística en las escuelas de segundaria de los Emiratos fueron eliminadas totalmente en 1979, y no se reintrodujeron hasta septiembre de 2014.

Mohamed Ahmad Ibrahim, respetado artista emiratí nacido en 1962, pertenece a la generación emiratí que se vio afectada por los cambios introducidos por los miembros de Al Islah en el sector de la educación en 1979.

“Durante mi educación secundaria, nos informaron de que el arte y la música ya no formaban parte del plan de estudios”, dice. “Después de graduarme de la escuela secundaria, al año siguiente, mi solicitud de beca universitaria fue denegada, ellos (el Ministerio de Educación Superior de EAU) me dijeron: ‘Ya no ofrecemos becas de arte’”.

Ibrahim habló de su “decepción” y contó como un amigo en el Reino Unido le había enviado libros sobre el arte y su historia. “Tuve que ir a la India y Pakistán para aprender sobre el arte. Visité los museos y los templos, así como los palacios mogoles”, agregó.

Aproveché el poder de Twitter y me puse en contacto con el Ministerio de Educación de los Emiratos, Husain al Hamadi, quien me dijo que el arte es considerado ahora como un tema central en las escuelas del país. El ministro elogió un nuevo proyecto que ofrece clases de arte optativas después del colegio, durante varias horas a la semana. Los profesores, dijo, fueron alentados a “infundir el arte y la creatividad en los temas que enseñan”. Al Hamadi enfatizó que Emiratos va más allá de implementar el sistema educativo estadounidense CTIM (Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas), que tiene como objetivo preparar a los estudiantes para trabajos de alta tecnología, y da el salto al sistema STEAM, que incluye la educación artística. “Sin el arte, un niño pierde la creatividad”, dijo Al Hamadi.

Lo que distingue a Emiratos es el gran número de árabes expatriados que están estudiando aquí

Hoy en día, Emiratos está a la vanguardia del desarrollo cultural de Oriente medio. La capital emiratí Abu Dhabi abrirá una sucursal del Louvre en los próximos 12 meses y está planeando establecer un museo de arte contemporáneo de Guggenheim, incluso más grande que el de Bilbao. Dubai ha tenido una exitosa feria de arte durante la mayor parte de la última década y está construyendo una casa de ópera siguiendo el ejemplo de Burg Khalifa. Sharjah acoge un museo de arte y una bienal de arte aclamada por la crítica desde los años noventa.

Sin embargo, lo que distingue a Emiratos de sus vecinos en la región es el gran número de árabes expatriados que están estudiando aquí. El 20% de todos los estudiantes de las escuelas públicas provienen de otros Estados árabes, según el ministro de Educación. Por eso, los beneficios de la educación artística, especialmente en este momento en que gran parte de la cultura de la región está amenazada por grupos terroristas y conflictos civiles, es exponencialmente mayor que en cualquier otro lugar de la región.

Noura al Mualla, una comisaria de artes emiratí, dijo: “Formar a una generación de estudiantes en la belleza y la creatividad a través de la educación artística tendrá ciertamente un impacto positivo en su personalidad”. La variedad de obras de arte que se incluyen en el nuevo plan de estudios también es significativa. Además de aclamados artistas emiratíes como Abdul Qader al Rais y Abdul Raheem Salem, los estudiantes tienen acceso a maestros árabes como el iraquí Dia al Azzawi, el tunecino Nja Mahdaoui y el sirio Fateh al Moudaress.

El plan de estudios de los setenta fue “un enorme revés para los valores nacionales, racionales y artísticos”

Las obras de artistas occidentales –incluyendo a Vicent van Gogh, Frank Stella y Wassily Kandinsky- también destacan en las enseñanzas. Al Mualla, sin embargo, quisiera ver más artistas árabes pioneros incluidos en la educación. “Es un buen comienzo”, dice ella.

El profesor Abdullah de Ciencias Políticas califica la eliminación de la música y la educación de bellas artes del plan de estudios nacional de los EAU en los años setenta como “un enorme revés para los valores nacionales, racionales y artísticos en la toda la sociedad, que duró tres décadas. Una generación al completo”.

Le pregunté a Ibrahim, el artista que ahora vive únicamente de sus ingresos por la venta de obras de arte, si está contento con la decisión de reintroducir la educación de arte en las escuelas de secundaria. “Por supuesto”, me contestó.

© Sultan Sooud Al Qassemi  | Primero publicado en Gulf News | 13 May 2015 | Traducción del inglés: Imane Rachidi

¿Te ha interesado esta columna?

Puedes ayudarnos a seguir trabajando

Donación únicaQuiero ser socia



manos

Post relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *