La falsa violación de Maria Schneider

Publicado por

M'Sur

@MSur_es

Es la identidad colectiva de los autores de la revista M'Sur. Aparece normalmente en las colaboraciones de artistas, escritores o músicos que, por ser esporádicos, no disponen de usuario propio en la revista.

Publicado el 28 Feb 2017

Publicidad

elpais-brando400

MedioEl País
Replicantes Sin
Titular

La escena de violación más célebre del séptimo arte tuvo una parte real

 Fecha4 Diciembre 2016
 Texto bajo lupaEntero
Fuente
Redacción, sin firma
Lo observó
Mimunt Hamido
Análisis
El artículo describe, en formato de columna de opinión, la escena del filme “El último tango en París” (Bernardo Bertolucci, 1972) en la que el actor Marlon Brando, de 48 años, y la actriz Maria Schneider, de 19, interpretan una escena de violación anal. Llega a afirmar: “Brando, que por aquel entonces tenía 48 años, utilizaba mantequilla a modo de lubricante para penetrar a su compañera de reparto, de solo 19.” Más abajo lo detalla: “En la secuencia, Marlon Brando usa una barra de mantequilla como lubricante para introducir sus dedos en el ano de la actriz, aunque no llega a existir coito real entre los dos intérpretes. Pero es importante resaltar, antes de cuestionar la veracidad de estos hechos, que una violación no se limita a la penetración con pene.”
En la escena descrita del filme no se ve en absoluto que Brando introduzca los dedos en ninguna parte, porque el culo de la actriz queda tapado por su propio cuerpo. ¿De dónde sale la afirmación de que sí lo hizo, contraviniendo las normas de un rodaje normal?
El artículo no cita fuente alguna salvo, hacia el final, la entrevista que el diario británico Daily Mail hizo a Maria Schneider en 2007 y que es el único texto que se conoce al respecto  (Bertolucci recordó no haber consensuado la escena con la actriz pero no describe los detalles). En esta entrevista, sin embargo, Maria Schneider es muy clara al respecto:  “Marlon me dijo: ‘Maria, no te preocupes, es solo una película’, pero durante la escena, aunque lo que hacía Marlon no era real, yo lloraba de verdad”. (…) Muchos pensaban que las escenas de sexo entre Brando y Schneider eran reales, pero ella insiste: “No, en absoluto (…)”.
A falta de otras fuentes, que no se indican, solo cabe concluir que los redactores de El País han inventado libremente el detalle de la introducción de los dedos, para construir sobre esto un artículo sin fundamento.
Agravantes
El artículo carece de firma, sin embargo mantiene un tono de juicio de valor que es aceptable en un artículo de opinión; Opinión debe firmarse siempre.
erizo100Erizo
El dato esencial en el que se basa el artículo, la penetración anal realizada con los dedos, está libremente inventado y no corresponde a la realidad. La escena, y la polémica causada, podrían haber sido base para reflexiones sobre el machismo en el cine erótico, sobre la explotación de actores o sobre las técnicas poco éticas de famosos cineastas, pero al basarse en un dato inventado es un debate falso.

·
·

¿Te ha interesado esta verificación?

Puedes ayudarnos a seguir trabajando

Donación únicaQuiero ser socia



manos

Post relacionados

1 comentario en “La falsa violación de Maria Schneider

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *