Joann Sfar

Publicado por

M'Sur

@MSur_es

Es la identidad colectiva de los autores de la revista M'Sur. Aparece normalmente en las colaboraciones de artistas, escritores o músicos que, por ser esporádicos, no disponen de usuario propio en la revista.

Publicado el 27 Feb 2018

Publicidad

El gato enamorado

“Me encanta ser a la vez plenamente francés, plenamente europeo y desesperadamente judío.” Así se identifica en una entrevista en M’Sur el dibujante Joann Sfar (Niza, 1971). Pero Sfar es mucho más, incluso partiendo de esas tres identidades, porque ser judío implica no solo la parte de su madre, ucraniana asquenazí, sino sobre todo la de su padre, un sefardí nacido en Argel. Bueno, o lo que se ha dado en llamar elegantemente sefardí, porque el apellido más bien hace pensar en un judío de familia magrebí de toda la vida, probablemente bereber.

Intuimos que en su álbum Klezmer (es el nombre de la música de los judíos de Europa oriental) ha dejado huella la idea de su madre, cantante rockera, si bien murió cuando Joann tenía 4 años. Pero en El gato del rabino es la herencia de Argelia la que toma posesión de la obra: luz mediterránea, patios de piedra, terrazas, olivos, arriates, una ocasional palmera, el mar al fondo. Al menos en esta entrega, que hace ya la número seis, aparecido en 2015, una larga década después de que Sfar lanzara el primer volumen (La bar-mitzva) en 2002 (publicado al año siguiente en Norma Editorial) en el que nos presentaba al gato que había adquirido la capacidad de hablar – y, lo que es más, de enzarzarse en disputas teológicas de profundidad con el rabino mayor de Argel – tras merendarse el loro de la casa.

En medio, es cierto, el gato visitó París y la África profunda, pero parece que hay cosas que tiran más que dos carretas: aquí estamos de vuelta en la tierruca, y enamorados profundamente de la guapa Zlabya, su dueña, la hija del rabino. Pero ¡ay…!

No tendrás otro dios aparte de mí se titula esta entrega, en un guiño a lo que un sabio ha llamado la íntima relación entre la monogamia y el monoteísmo. Por si acaso, cabe adherirse a lo que opina al respecto Joann Sfar, hijo de un sefardí al que recordaron en los obituarios como un gran jugador y mayor seductor: “Se debería explicar a la gente que Dios es como Papá Noel: es una distracción romántica que no hace falta tomar en serio”.

Norma Editorial ha cedido a M’Sur un avance del álbum, publicado esta semana en traducción española.

[Ilya U. Topper]

[Clic en cada imagen para verla en grande]

 

 
 

 

© Joann Sfar  |  Título original: Tu n’auras pas d’autre dieu que moi (2015) Cedido por Norma Editorial (Feb 2018)

Post relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *