Los peces pene de la rotonda

Publicado por

M'Sur

@MSur_es

Es la identidad colectiva de los autores de la revista M'Sur. Aparece normalmente en las colaboraciones de artistas, escritores o músicos que, por ser esporádicos, no disponen de usuario propio en la revista.

Publicado el 21 Sep 2020

Publicidad

MedioABC
Replicantes
TitularUna escultura de unos peces en una rotonda marroquí, demolida por su aspecto fálico
 Fecha19 Sep 2020
 Texto bajo lupaNoticia completa
Fuente
Agencia EFE
Lo observó
Alejandro Luque
Análisis
La noticia explica que “una escultura de dos peces en una rotonda de la ciudad marroquí de Mehdiya (unos 30 kilómetros al norte de Rabat) fue derruida ayer después de que durante horas fuera objeto de bromas y chanzas en las redes por el aspecto fálico de los peces”.

Según detalla el texto de ABC, las autoridades municipales de Mehdia, localidad costera cercana a Kenitra, habían encargado la obra a un escultor, cuyo nombre no menciona el texto, pero ante las bromas difundidas en internet decidieron proceder a su demolición antes de completarse el conjunto. No se menciona el nombre del escultor.

En artículo, sin firma, señala la fuente: la Agencia Efe. Se trata de una nota difundida por esta agencia el 18 de septiembre. Y efectivamente, la noticia apareció el día anterior en varios diarios marroquíes, entre ellos el prestigioso digital Le360.ma, donde está firmada por la conocida periodista y columnista Zineb Ibnouzahir, acompañada de varias fotos. No hay motivo para dudar de que el hecho que refleja es real.

El artículo de Le360 apunta que el nombre del escultor no se ha dado a conocer. No obstante, el artista, un hombre de mediana edad, que se presenta como de entorno humilde, aparece a cara descubierta (salvo mascarilla) en un vídeo de la televisión marroquí Alwankoum, lamentando la destrucción de su obra, que declara inspirada en un ejemplo de Madrid.

El Ayuntamiento de Kenitra, ciudad muy cercana a Mehdia, ha difundido en su web oficial un comunicado en el que se disvincula totalmente del asunto, subrayando que el lugar no pertenece a su término municipal.

La aseveración del artista que quería representar unas corvinas, pescado de importancia en la costa atlántica marroquí, es más discutible. El pez que mayor semejanza tiene con el animal de la escultura es el barbo (Barbus callensis), frecuente en los ríos marroquíes.

El digital marroquí L’Observateur, que incluye un vídeo del derribo de la escultura, critica la licitación de obras sin transparencia, “lo que hace temer lo peor cuando se trata de encargos grandes”, aunque en este caso, apunta, el coste fue de solo 60.000 dirham (6.000 €). Al mismo tiempo, el periódico denuncia la “dictadura de la pudibundez”, se hace eco de la sospecha de que el partido islamista PJD esté detrás del escándalo y se pregunta con sorna, aportando otro vídeo, qué habría ocurrido si unos auténticos peces pene (Urechis unicinctus, un tipo de gusano marino frecuente en el Pacífico) hubiesen desembarcado en la playa de Mehdia, como ya ha sucedido en California. “¿Habrían pedido destruir la playa?”

Agravantes
Sin
Cañaílla
La noticia es correcta.

·
·

¿Te ha interesado esta verificación?

Puedes ayudarnos a seguir trabajando

Donación únicaQuiero ser socia



manos

Post relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *