La historia de Kissinger

 

opinion

 

Estoy escribiendo esto (¡qué Dios me perdone!) en Yom Kippur.

Hace exactamente 43 años, en este preciso momento, empezaron a sonar las sirenas.

Estábamos sentados en el salón, mirando hacia una de las calles principales de Tel Aviv. La calle estaba en total silencio. No había coches. Ningún tipo de tráfico. Algunos chavales estaban montando en bicicleta, lo cual está permitido en Yom Kippur, el día más santo del judaísmo. Exactamente como ahora.

Mi esposa Rachel, nuestro invitado, el profesor Hans Kreitler, y yo estábamos teniendo una profunda conversación. El profesor, un reputado psicólogo, vivía cerca, por lo que podía venir andando.

Las calles, vacías unos minutos antes, empezaron a llenarse de coches, militares y civiles

Y entonces, una sirena rompió el silencio. Por un momento, pensamos que se trataba de un error, pero entonces, le siguieron una y otra. Nos acercamos a la ventana y vimos un alboroto. Las calles, que habían estado totalmente vacías unos minutos antes, empezaron a llenarse de coches, militares y civiles.

Y entonces, la radio, que había estado en silencio por Yom Kippur, se encendió.

Hace pocos días, me preguntaron si estaba preparado para hablar en la tele sobre el papel de Henry Kissinger en esta guerra. Yo acepté, pero en el último momento, el programa fue cancelado porque el canal tuvo que dedicar su tiempo a mostrar cómo los judíos pedían perdón a Dios en el Muro Occidental (alias el Muro de las Lamentaciones). En estos tiempos de Netanyahu, la prioridad, por supuesto, es Dios.

Así que, en lugar de hablar en televisión, tengo que escribir aquí mis ideas sobre esta cuestión.

Siempre me ha intrigado Henry Kissinger. Una vez, mi amiga Yael, la hija de Moshe Dayan, me llevó (sin que estuviese el gran hombre, por supuesto, ya que él era mi enemigo) donde tenía su gran colección de libros sin leer y me pidió que eligiera un libro de regalo. Escogí un libro de Kissinger y quedé muy impresionado con él.

Como Shimon Peres y yo, Kissinger nació en 1923. Era unos pocos meses mayor que nosotros dos. Su familia dejó la Alemania nazi cinco años más tarde que yo, y se fueron a EEUU, vía Reino Unido. Ambos tuvimos que empezar a trabajar muy jóvenes, pero él continuó con sus estudios y se hizo profesor, mientras que yo, pobrecito de mí, nunca terminé mi educación primaria.

Desgraciadamente, el Kissinger en el poder ignoraba la sabiduría del profesor Kissinger

Yo estaba sorprendido con el buen criterio de sus libros. Enfocaba la historia sin sentimientos y profundizaba sobre todo en el Congreso de Viena, después de la caída de Napoleón, en el cual un grupo de sabios estadistas sentaron las bases de una Europa estable y absolutista. Kissinger hacía hincapié en la importancia de la decisión de invitar al representante de la derrotada Francia (Talleyrand). Se dieron cuenta de que Francia debía ser parte del nuevo sistema. Para asegurar la paz, pensaron, nadie debía quedar fuera del nuevo sistema.

Desgraciadamente, el Kissinger en el poder ignoraba la sabiduría del profesor Kissinger. Y dejó a los palestinos fuera.

El tema sobre el que yo iba a hablar en televisión era la cuestión que tanto ha intrigado y atormentado a los historiadores israelíes desde aquel fatídico Yom Kippur: ¿Sabía Kissinger del inminente ataque egipcio-sirio? ¿No avisó a Israel, de forma deliberada, siguiendo sus propios planes malvados?

Después de la guerra, Israel estaba dividida por una cuestión: ¿Por qué nuestro Gobierno, liderado por la primera ministra Golda Meir y el ministro de Defensa, Moshe Dayan, ignoraron todos los indicios del ataque que se nos venía encima? ¿Por qué no avisaron a tiempo al Ejército en reserva? ¿Por qué no enviaron tanques a nuestras posiciones a lo largo del Canal de Suez?

1 2 3Página siguiente

 
 

Acerca del autor

Uri Avnery
Periodista y ex diputado israelí. Nacido en 1923 en Alemania, emigró con su familia en 1933...

Etiquetas

,

Artículos relacionados

La historia de Kissinger
 
 

1 comentario

  1. Yo vivía en el kibutz Beit Hashitá, donde tuvo la mayor cantidad de muertos durante el conflicto (11)
    …..
    Lo descubrí siendo adolescente cuando llegó a mis manos su libro, En los campos de los filisteos

 
 

Deja un comentario